Skip to content

#GuíaRec

Sobre esta guía

Por los editores

Destinatarios

La Guía REC concibe al ecosistema de la música en un sentido profundamente colectivo, plural y colaborativo y, desde ese lugar, busca contribuir a la profesionalización no sólo de los músicos, creadores, grupos y colectivos del mapa musical de nuestro país, sino también al amplio arco de profesionales, colaboradores, técnicos y gestores que forman parte vital de ese ecosistema desde un lugar de desarrollo, complementariedad y responsabilidad compartida.

Por ende, los destinatarios de esta herramienta son:

  • Músicos, creadores, intérpretes, grupos y colectivos musicales de todo género y región.
  • Creadores y gestores a cargo de sellos de gestión colectiva.
  • Referentes de sellos discográficos pequeños y medianos.
  • Managers, representantes y promotores de grupos y solistas.
  • Gestores y agentes culturales vinculados al sector de la música.
  • Productores artísticos, ejecutivos y organizadores de eventos.
  • Curadores de centros culturales, espacios y clubes de música.
  • Miembros de organizaciones, fundaciones y/o colectivos culturales.
  • Periodistas, productores y comunicadores del sector musical.
  • Diseñadores y realizadores visuales.
  • Agentes de prensa, comunicadores y community managers.
  • Productores, ingenieros y demás técnicos de producción musical.
  • Profesionales y responsables de servicios conexos a la actividad musical.
  • Investigadores, teóricos y críticos de música y consumos culturales.
  • Docentes y estudiantes de carreras afines a la gestión cultural.

 

Objetivos

El objetivo prioritario de la Guía REC es concretar una herramienta que contribuya con la profesionalización de los diversos protagonistas de la comunidad musical de nuestro país. No obstante, también busca:

  • Aportar al fortalecimiento de una política pública orientada al desarrollo profesional y sostenible del sector de la música a nivel nacional.
  • Contribuir con la formación, el desarrollo profesional y la especialización técnica requerida por los músicos y gestores de la comunidad musical de todo el país.
  • Compartir un conjunto de saberes, conceptos, experiencias y claves para el desarrollo profesional, la eficiencia y la sustentabilidad del sector a futuro.
  • Contribuir a que los protagonistas de la actividad musical puedan comprender y asumir la responsabilidad profesional, ideológica y social que conlleva su trabajo, su rol cultural y comunitario, y sus decisiones a la hora de gestionar proyectos.

 

Recorrido 

En términos editoriales, la Guía busca reunir, articular y presentar una serie de contenidos, reunidos alrededor de capítulos entrelazados, escritos especialmente por un conjunto de especialistas de reconocida trayectoria dentro del campo de la actividad musical profesional. Se trata de autores que comparten un mismo posicionamiento generacional, un desarrollo profesional sostenido, una coherencia integral respecto a los desafíos del sector y un conocimiento profundo de las dinámicas que presenta el ecosistema actual de la música en nuestro país.

La Guía REC busca materializar una herramienta que oficie como el “ABC” de todo aquel músico o emprendedor musical que aspire a desarrollarse profesionalmente en el campo de la música, contemplando el amplio rango de objetivos o motivaciones que elija priorizar para la implementación de sus proyectos.

Podemos identificar tres grandes secciones que agrupan al conjunto de capítulos de la Guía. Un primer nivel refiere al conocimiento y el análisis del sector en que tienen lugar o buscamos integrar nuestros emprendimientos musicales.

Bajo la finalidad de brindar pautas, prácticas y estrategias para mapear este ámbito de inserción, el primer bloque reúne los capítulos Las formas de la música hoy (a cargo de Mariano del Águila, dedicado a relevar, ilustrar y brindar claves con respecto a los nuevos usos y formas de circulación de la música); El ecosistema de la industria musical (a cargo de Fer Isella, orientado a describir y conocer en profundidad los distintos sectores, dinámicas y actores del sector); y Estrategias y herramientas de gestión (a cargo de Graciana Maro, Bruno Maccari y Pablo Montiel, con el objetivo de facilitar el pasaje de la órbita vocacional a las decisiones e instrumentos para la gestión de proyectos).

El segundo (y mayotitario) bloque, está destinado al desarrollo de las herramientas y decisiones concretas de gestión que deben asumir nuestros emprendimientos musicales. Comprenden esta sección los capítulos Gestión de sellos independientes (a cargo de Diego Zapico, dedicado a identificar las áreas y funciones clave de un sello independiente); Sellos de gestión colectiva (a cargo de Recalculando, centrado en identificar y analizar el modelo de trabajo de estos nuevos actores del mapa musical); Comunicación y prensa para proyectos musicales (a cargo de Carlos Sidoni, dedicado a trabajar las nociones y herramientas necesarias para el desarrollo e implementación de nuestro plan de comunicación); Nociones y herramientas de marketing digital (a cargo de Nicolás Madoery, centrado en las estrategias y usos que la tecnología nos brinda a la hora de promover, distribuir y monetizar proyectos musicales); Derechos de autor y propiedad intelectual (a cargo de Guillermo Navarro, para que los diversos actores de la actividad musical comprendan las alternativas y modalidades posibles a la hora de ejercer sus derechos); Producción musical en estudios no profesionales (a cargo de Leonardo Martinelli, dedicado a transmitir las prácticas y claves para optimizar el registro de piezas musicales en estudios hogareños y con bajos presupuestos); y Producción técnica en vivo (a cargo de Marcelo “Coca” Monte, centrado en las nociones de sonido, equipamiento y herramientas de producción técnica para aprovechar al máximo nuestras presentaciones en vivo).

El tercer bloque está dedicado a las estrategias de sustentabilidad, expansión territorial y desarrollo comercial de nuestras iniciativas. Para ello, se incluyen los capítulos Festivales y circuitos musicales (a cargo de Nicolás Wainszelbaum, dedicado a analizar el rol de los festivales en el contexto actual de la música); y Ferias y mercados musicales (a cargo de Débora Staiff, destinado a conocer estos espacios de promoción comercial e incorporar un conjunto de herramientas, claves y prácticas para aprovecharlos en pos de nuestro desarrollo profesional). La Guía está organizada en tres grandes secciones: el primer bloque centrado en el conocimiento y análisis del sector, el segundo —y mayoritario— desarrolla las herramientas necesarias para la implementación de proyectos y el tercero se orienta a las herramientas y plataformas para la sustentabilidad y el desarrollo a futuro de los emprendimientos musicales.

Confiamos en que esta diversidad de capítulos, temas, recorridos y autores, pueda conformar una plataforma de conceptos y herramientas que te acompañe a lo largo de tus desafíos de gestión. Esta es la invitación y el desafío de la Guía REC: acompañarte en tu desarrollo profesional y ayudarte para que puedas desempeñarte de un modo más sólido y sustentable en el ecosistema actual de la música.

¡[email protected]!

Los editores,
junio de 2015.